Yoga tibetano

Un yoga poderoso y poco conocido

El yoga tibetano dinámico es un yoga poco conocido en Occidente que ha preservado la pureza gracias a un linaje yóguico ininterrumpido de transmisión oral y a las condiciones de aislamiento geográfico del Tíbet.

Aunque sus orígenes se remontan a los antiguos textos clásicos de mindful yoga de la India (donde hace mucho calor), los yoguis del Himalaya, en las condiciones de extrema dureza y de frío del Tíbet, desarrollaron un sistema completo propio de salud, longevidad y realización del potencial de la mente.

Una oportunidad excepcional

María Luisa Aznar – Lama Yeshe Chödrön ha tenido la rara fortuna de recibir de su maestro principal la transmisión de este linaje yóguico y de poderlo practicar y actualizar a lo largo de treinta años. Es así como llega a nuestras manos esta joya, que es un auténtico tesoro de sabiduría milenaria.

Un sistema de salud y realización del potencial de la mente

El yoga tibetano va dirigido a personas que deseen profundizar y explorar al máximo su potencial. El trabajo físico de este yoga consciente es muy dinámico y energético y requiere que no haya lesiones específicas que puedan impedir su práctica. Por otro lado, todo el mundo puede practicarlo. Es un requisito indispensable el hecho de que se reciba de un maestro cualificado.

De entre sus múltiples y profundos beneficios, destacamos el fortalecimiento del sistema inmunitario y la longevidad, así como el dominio y potenciación de la respiración, la reenergización del organismo, el rejuvenecimiento, la purificación de los canales energéticos, la estimulación de las facultades mentales, de la memoria y de la creatividad, y la mejora del sueño. También previene y ayuda a sanar tanto desórdenes físicos como psíquicos, como pueden ser el estrés, la ansiedad o la depresión, y minimiza las emociones negativas.

El yoga consciente tibetano potencia la longevidad y el sistema inmunitario, reenergiza el organismo, rejuvenece, purifica los canales energéticos y estimula las facultades mentales.

Los comentarios están cerrados.